Pasados solo algunos días después del hallazgo del Telurio en Canarias, se informó que una misión científica francesa estará en aguas Canarias analizando diversos materiales mineros que se encuentran en el lecho marino de nuestra tierra.

El buque francés llegaría a Las Palmas entre el 26 y 28 de este mes de abril, pertenece al Instituto Francés de Investigación para la Explotación del Mar y viene secundado por la ONU. Esta misión “científica”, está catapultada por el Gobierno francés, en la cual enviará  geólogos, químicos y biólogos.

Según el gobierno francés, el objetivo del envío del barco es descubrir y estudiar los campos hidrotermales inactivos y metales como cobre, zinc, plomo, plata y, también, oro. ¿Los fines reales? Se desconocen o todos los conocemos.

El PSOE anunció que llevará este asunto al ámbito político para que el Gobierno explique qué datos tiene sobre el telurio. Los políticos de Canarias se están quejando del desconocimiento del Telurio y otros minerales en canarias, afirmando:

 “no sabía nada del telurio, ni yo ni nadie. Nos tenían que haber informado”.

Desde 2014, Francia tiene un acuerdo de “buenas intenciones” con la Autoridad Internacional sobre el estudio del Lecho Marino que, estos permisos de exploración caducan en 13 años y Alemania, Rusia, China, Corea del Sur e India tienen también permisos sobre el Océano Atlántico.

Lo curioso del tema es que hace unos meses, un buque espía ruso fue detectado en la zona del telurio. El navío oceanográfico Yantar desveló su presencia cerca de Canarias al solicitar la evacuación de un marinero enfermo, siendo noticia en toda España, la CIA denunció en 2015 que este barco trabaja para los servicios de Inteligencia