Este hombre llamado Lahouari Saidani encontró una bolsa en la puerta de su negocio y cuando la abrió se llevó una sorpresa increíble, dentro de la bolsa había 17.000 euros en metálicos y 60.000 euros en cheques. Todo ello ha sucedido en Palma de Mallorca.

Lahouari Saidani

A parte en la bolsa también había ropa recien comprada y documentos personales del dueño del dinero. Un verdadero tesoro, el camarero de origen argelino decidió devolver el dinero a la Policía Nacional, ya que según el hombre el es musulman y su religión le impide quedarse con lo que no es suyo. En la bolsa había 83 cheques de 10 bancos diferentes, dos carteras, un neceser, un bolso, cosméticos y ropa.

La Policía Nacional ha localizado a la dueña, una mujer rumana de 37 años de edad,que según ella se dedica al sector inmobiliario, según su testimonio se la dejó olvidada en la puerta del local porque había mucha cola en el banco. La Policía ha pedido explicaciones del origen del dinero a la mujer, según ella iba a ingresar el dinero en el banco, la mujer agradecida intento darle dinero al camarero pero se ha negado en rotundo. Según declaraciones de Lahouari Saidani El Islam prohíbe robar. Y recibí una educación muy estricta de mis padres. Desde muy pequeño me enseñaron que nunca podía quedarme lo que no era mío.