En la actualidad las celebridades se empeñan por lucir perfectas, se someten a tratamientos de belleza muy costosos e incluso arriesgan su salud con el fin de completar su objetivo. Pero ese no es el caso de Julia Roberts, quien a pesar de tener 48 años, es una de las famosas que no se rige bajo los actuales estereotipos de belleza, y contrario a ello siempre trata de lucir muy natural.

Días atrás, algunos medios captaron a Julia Roberts en bikini disfrutando en las playas de Hawái con su esposo Danny Moder.

Totalmente despreocupada por lo que pensaran los demás, Julia portaba un bikini recatado, pero que delineaba su radiante figura. Dejó al descubierto sus largas piernas con un toque de celulitis, algo sumamente normal en una mujer natural.