Si hoy aún no has visto alguna locura por Internet este es tu momento, momento para sentarte, relajarte y ver una locura de esas que pueden hacer perder partes del cuerpo a quien las hace. Y no, aunque no lo parezca el caso es serio, la chica ha podido hacerse mucho daño, aunque en mi opinión pierde toda seriedad en cuanto la afectada sube el vídeo a Internet como si de una gesta se tratara.

Hay personas que no sabemos bien si por falta de inteligencia, o bien demasiado tiempo libre hacen cosas que la mayoría de los demás seres humanos podemos considerar auténticos disparates.

Pero lo peor de todo no es que hagan esa locura pasen un dolor indescriptible y corra riesgo de quedar tuerta, no, eso no es lo peor buena gente, lo peor es que tras pasar todo ese calvario fruto de su total ignorancia subió el vídeo a las redes sociales.

Su madre, una auténtica santa por lo comprensiva que ha sido, hace lo que puede y está en su mano para ayudar a su hija a la que ve sufriendo muchísimo por su locura momentánea. No se cree lo que acaba de hacer de su hija, pero como buena madre lucha por sacar a su joven hija del gran apuro en el que se ha metido.

Una jovencita brasileña quiso saber cómo se vería con un color diferente de ojos, pero eligió la opción más insólita para lograrlo.

Al no tener unos lentes de contacto a la mano, se le hizo fácil quitarle el ojo a una de sus muñecas y colocarlo dentro de su cuenca ocular, encima del suyo.

Sin embargo, era obvio que ese objeto no cabía ahí, por lo que comenzó a tener dolor, y tuvo que pedir ayuda a su madre, quien al ver la situación decidió grabar con su teléfono móvil, y tras varios intentos por fin pudo sacar el ojo.