Desde los distintos Gobiernos de España que han gobernado los últimos años siempre podemos oírles en su boca la palabra “Venezuela” como si de un comodín se tratase para salir del paso cuando se ven acorralados en los debates políticos.

El Patrullero ‘Comandante Eterno Hugo Chavez’.

Pues bien, seguramente mucha gente no sabe que hay un acuerdo promovido por el Gobierno del Zapatero del PSOE en el 2005 por el cual el Gobierno de Venezuela que está actualmente haciendo agua y la empresa española Navantia firmaron un gran contrato para la fabricación de 4 Fragatas para el Ejército Venezolano de la clase Guaicamacuto, del tipo Avante 1400. Las 3 primeras que fueron construidas en Cádiz, ya están en servicio activo. Sus nombres son ANBV Guaicamacuto (GC-21), el ANBV Yavire (GC-22) y el ANBV Naiguata (GC-23). Todos son nombres de caciques indios.
La cuarta fragata en un primer momento se llamaría GC-24 ‘Tamanaco’, pero pasó a llamarse ‘Comandante Eterno Hugo Chavez’ tras la muerte del líder venezolano en el año 2013.

Cabe recordar a todos los ciudadanos que el proceso de construcción de las fragatas se complicó tras las denuncias de irregularidades en la firma del contrato, que habría incluido comisiones cercanas a los 50 millones de euros a intermediarios del contrato. En este proceso fue imputado el ex presidente de Navantia, Juan Pedro Gómez Jaén.