Se han presentado números y en ellos se muestra una realidad cada vez más latente, los extranjeros en Canarias ya compran el 45% de las viviendas del archipiélago canario. En España se han vendido casi 15.000 viviendas en el primer trimestre. La preferencia de los extranjeros es muy clara ha sido por las zonas de costa con dos provincias en las que han adquirido más del 40% de las viviendas vendidas: Tenerife (44,16%) y Alicante (41,10%), según los datos de los Registradores de la Propiedad.

El incremento de la demanda es evidente, y se ha producido todo ello a pesar del descenso de demanda por parte de extranjeros británicos por los efectos derivados del Brexit y toda su incertidumbre. Por nacionalidades se están moviendo en torno 14,47% británicos, franceses (9,64%), alemanes (7,65%), belgas (6,85%), suecos (6,33%), italianos (6,10%) y rumanos (5,26%).

En el año 2016, más de 55.000 viviendas han sido compradas por extranjeros, frente a las poco más de 48.500 de los doce meses precedentes. Su apuesta por el mercado español, sobre todo en Canarias y la zona de levante, ha reactivado el mercado inmobiliario español. Y parece que no hay vistas a que se detenga a corto y medio plazo, es más posiblemente el porcentaje suba bastante más, los bajos precios respecto a Europa, el clima y la seguridad hacen que Canarias sea un destino optimo para la inversión.