Este vídeo fue captado en Brasil y los expertos todavía no saben la razones de su comportamiento totalmente extraño, es bastante difícil catalogar esto. Sucedió en un hospital de Brasil, este hombre recibió un disparo en la cara y cualquier hubiera pensado que se quedaría tirado en el suelo, pero hizo todo lo contrario, se levanto y aseguro estar poseido por el demonio.

En las imágenes se puede observar como el hombre tiene una herida en la zona de la mandíbula se levanta y camina de una forma totalmente extraña, con una locura terrible. Según testigos el hombre se levantó y empezó a correr por los pasillos del hospital asegurando que trabajaba para Lucifer. Opinen ustedes mismos.

Aquí el espeluznante vídeo muy difícil de catalogar.