El huracán Irma, el mayor huracán registrado en el Océano Atlántico con vientos de hasta 300 kilómetros hora, sigue su trayectoria arrasando todo a su paso, muchas islas del caribe las ha dejado totalmente destrozadas. El huracán ha bajado a categoría 4 tras perder algo de fuerza en las últimas horas, por lo cual los vientos oscilan entre 209 y 251 kilómetros por hora. Por el momento ya hay 19 fallecidos y más de centenar de heridos, los daños materiales son incalculables.

La devastación ha sido enorme en las islas de Antigua y Barbuda, San Martin , San Bartolome, Anguila e Islas Vírgenes Británicas, Islas Vírgenes de EE.UU, Puerto Rico, República Dominicana, Haití, Cuba y Bahamas.

El director de la Agencia Federal de Gestión de Emergencias (FEMA), Brok Long, ha asegurado que el huracán devastara los Estados Unidos, ya que es uno de los huracanes más grandes que experimentará EE.UU en su historia, cuando toque tierra en el estado de Florida, la gran tormenta llegará este sábado. Los responsables de la FEMA ha dicho que la población estadounidense no deben ignorar las órdenes de evacuación. “Deben irse, y escuchar y acatar las advertencias”, ha recalcado con mucho ímpetu.