Cristóbal Montoro, Ministro de Hacienda de España ha advertido de que el comercio online debe de cumplir con el estado con las mismas reglas que el resto y que los particulares que usan estas plataformas online como Ebay o Wallapop  entre otras, vendiendo artículos de segunda mano ,deben pagar impuestos, declarar los ingresos a través del Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales (ITP) que tiene un gravamen del 4%.

Pues ya saben si venden ese secador, ese frigorífico, o ese cuadro de segunda mano que le molesta en casa y quiere deshacerse de él vendiendo de segunda mano en las distintas plataformas online, debe de pagar el 4%. Una auténtica locura.

El estado no deja títere con cabeza, desde hace tiempo el ímpetu que tiene Hacienda para recaudar por todos los medios posibles a la clase media es totalmente increíble. Por otro lado también se sabe que Hacienda está detrás de los alquileres en la conocida plataforma Airbnb, donde muchos particulares en un intento para salvar su economía alquilan pisos a extranjeros, para conseguir algo de dinero, pues bien Hacienda los tiene en su punto de mira.