El mensaje del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife es bien claro. Si incumples la ordenanza municipal, te caerán hasta 1.500 euros de multa. Con este mensaje así de claro arranca hoy la segunda fase de la campaña para erradicar la caca de los perros en las calles de la capital tinerfeña.

La segunda fase de esta iniciativa municipal incluye la instalación de tótems con les mostramos en las imágenes con mensajes que advierten sobre las sanciones de hasta 1.500€ por incumplir la ordenanza. El concejal de Medio Ambiente, Carlos Correa, indicó que esta nueva fase de la campaña “complementa a la que ya se ha desarrollado en la ciudad con la colocación de más de 200 carteles y 2.500 pósters.

El concejal de Medio Ambiente, Carlos Correa, junto a uno de los tótems de la campaña para erradicar excrementos caninos de las calles.