Aunque parezca totalmente increíble el Cabildo de Tenerife pretende gastar una ingente cantidad de dinero público para construir un Circuito del Motor en la isla, con la cantidad de carencias que tiene la isla, desde hospitales sin pleno funcionamiento, a la red de saneamiento y también las carreteras, muchas en pésimas condiciones, entre otras cosas.

El Cabildo de Tenerife intento que una empresa privada se hiciera cargo de las obras con su posterior explotación, pero la empresa se echó para atrás, posiblemente viendo que no era rentable, y excusándose en incumplimientos para perder la licitación.

Pues bien, el Cabildo de Tenerife está planificando la inversión para la primera fase del Circuito del Motor, para ello pretende incluir una partida de 5 millones de euros en los presupuestos del año 2018, la primera fase del proyecto tendrá un coste aproximado de 13 a 15 millones de euros de dinero público.

El Cabildo de Tenerife tiene previsto según su agenda que para finales de 2020 o comienzos del año 2021 este funcionando. El coste total del circuito calcula el Cabildo de Tenerife que será de 23,6 millones.